Todavía no se acallan los fragores del estupendo recital de Metallica en la Antartida,

metallica e ignacio copani

cuando la anterior semana salió a la luz un increíble proyecto nacional y popular que, luego de que el espionaje yankee y capitalista detectó, apuró los preparativos de Metallica para que opacara la idea de nuestro ex Secretario de Comercio Guillermo “Poronga” Moreno.

En efecto, la genial idea de Moreno consistía en, acompañando el proyecto bilateral Argentina-Angola de poner una nave tripulada en el espacio, generar un recital de rock de “La Mancha de Rolando” e Ignacio Copani en el espacio exterior. Dicen que se entusiasmó aún más cuando vio la película “Gravedad”, y se imaginó a Copani y a Quieto con sus trajes espaciales tocando en el exterior de la nave, por cadena nacional, “Arde la Ciudad” o el hit pseudointelectual “Cuántas minas que tengo”. Filmus ya tenía previsto albergar dos millones de estudiantes en Tecnópolis, donde verían el recital por pantalla gigante. El banquero multipartidario (fue alfonsinista, menemista, delarruista, duhaldista y kirchnerista) Brito iba a financiar toda la operación.
El INTI terminó a tiempo junto con su organismo par de Angola el prototipo de la nave. Y ahí apareció la última idea de Moreno que, en definitiva, mató el proyecto: que se sumara Boudou, en pantaloncitos cortos y la camiseta de Argentina para acompañar a los músicos.
Si bien la intención de Moreno era deshacerse de Boudou (en realidad la probabilidad de que volvieran todos sanos y salvos a la tierra era similar a la que tenía Sandro de salir bien de su última operación), la demora en pedir los protocolos fue lo que le dio tiempo a los Estados Unidos para abortar el recital “Rock para Todo el Universo” publicitando de más el de Metallica en la Antartida a efectos de quitar los focos del resto del mundo, una vez más, de nuestro país.

Una verdad sensible que sólo vio la luz ahora.

Deja un comentario

Post Navigation